Thor amboinensis la Gamba Anemona

 

Conozcamos un poquito a  este singular y  hermoso ejemplar de camaroncito, información dirigida principalmente para todos aquellos amantes de los acuarios marinos.

  Muchas veces cuando nos introducimos a este mundo de los crustáceos, principalmente a la rama de las gambas o camarones de agua dulce de la cual muchos somos aficionados es cuando nos preguntamos si en los ecosistemas marinos el mantenimiento de algunos camaroncitos se vuelve una odisea  viable, déjenme decirles que la respuesta es afirmativa.

No es muy común se los aclaro, no de forma exclusiva, o sea un tanque con puros camaroncitos,  normalmente estos ecosistemas con camarones incluidos pasan a formar parte de un ecosistema global, un acuario de arrecife en términos generales pues. Aun así, siempre será bueno el conocer un poco sobre ello, alguna vez te podrías llegar  a topar con alguna de estas especies y si deseas adquirirlas para su futuro mantenimiento se volverá importante el conocerlas un poco. Acá en México jamás los he visto, en países europeos al parecer hay más mercado y es más común encontrarlos…En fin, la información es lo que pretendo transmitirles.

Thor amboinensis, mejor conocida como gamba de las anemonas o camarón anemona, gamba Okupa (Por ese habito de habitar anemonas) o Gamba Sexy ya que al caminar balancea su vientre de una forma muy curiosa es la gambita que platicaremos a continuación.

Esta es una especie de camarón omnívoro proveniente de la familia Hippolytidae. Al igual que algunos peces de la familia de  peces payaso ya muy conocidos por muchos de nosotros, esta gamba mantiene una relación simbiótica con varias especies de anemonas. Para aquellos que no estén familiarizados con el concepto de la simbiosis déjenme les platico que esto hace referencia a una forma de interacción biológica en la cual existe una relación muy estrecha y persistente entre organismos de distintas especies. Ya de forma más coloquial sería algo así como, yo te ayudo, tú me ayudas y entre ambos nos protegemos y ayudamos.

Obvio que este camarón a cambio de sus favores recibe protección de la anemona, ya que muy pocos depredadores osarían atreverse a enfrentarse con sus tentáculos urticantes y a su vez esta gambita paga la cortesía  a su huésped manteniéndola libre de parásitos y detritus que podrían ocasionarle alguna enfermedad o infección.

Esta gambita hermosa posee un colorido entre color cobre o verdoso, con manchas blancas en forma de motas las cuales se encuentran bordeadas con líneas azules muy finitas, la cola y el abdomen están típicamente arqueados hacia la parte superior por encima de su cabeza, la clásica imagen de la gamba que ya muchos conocemos.

Es una especie muy pequeña las hembras son de 2 cm y los machos rara vez logran superar el 1.3cm, son de esas especies de camarón en el que su abdomen parece una especie de joroba, rasgo distintivo del genero hippolytidae. Se le reconoce fácilmente por esas manchas blancas en el cuerpo y ojos blancos.

Su alimentación es omnívora, se alimenta principalmente de los restos orgánicos y detritus que la anemona pudiera tener y del mucus de los tentáculos, muy buena como desparasitadora de las gambas mantis, esto es en la naturaleza, en nuestros acuarios domésticos se puede alimentar con mysis, artemia, macroalga, papilla etc. etc., se vuelven algo carroñeras.

Su entorno natural son aquellos arrecifes rocosos de coral y costas rocosas, se les puede ver entre las anemonas, los corales, fondos de arena y escombro de rocas de coral, en aguas de poca corriente y muy soleada. Son muy sociables entre ellas y les gusta mantenerse en parejas o grupos de hasta 16-20 individuos.

Este camaroncito posee una amplia distribución de manera natural, las aguas del indo pacifico occidental son su casa, en estos sitios están incluidos por supuesto  lugares como papúa Nueva Guinea, El norte de Australia incluyendo la gran barrera de coral, En el Caribe también la encontramos, En el Mar rojo, Mar de Arabia, Japón, India, Indonesia, en el Atlántico occidental en Brasil, Estados unidos, Bermudas, Yucatán y Tobago…uffff  especie cosmopolita como podrás darte cuenta.

Esta especie se encuentra comúnmente muy asociada con las anemonas del género Heteractis Aurora principalmente, pero a otras anemonas tampoco le hacen el feo incluyendo las anemonas tubo.

Su reproducción es complicada, una vez que la hembra incuba los huevos y son fertilizados, estos son soltados de forma libre en la columna de agua. Las larvas son muy vulnerables y la mayoría perecen a causa de otros organismos en nuestros acuarios que las devoran, en la naturaleza obvio que existe una mayor cantidad de éxito con este asunto. Estas larvas son de lento crecimiento y pasaran por varias etapas antes de completar la metamorfosis y convertirse en gambas.

Su mantenimiento no es muy complicado, es una especie fácil de mantener, muy importante: La aclimatación por goteo, como en la mayoría de las gambas, esto se vuelve crucial.

Está por demás el decirles que como al resto de sus congéneres no tolera en lo absoluto los medicamentos que contengan cobre y mucho menos niveles altos de nitratos en el tanque. Esta gambita marina es muy sensible a cambios de PH y  a la salinidad, muy abusados, recuerden que la salinidad se ve  afectada con la evaporación del agua, hay que estar muy al pendiente de esto. Además de lo antes descrito necesita parámetros perfectos de calcio y yodo para conseguir un caparazón fuerte y un óptimo desarrollo.

Es poca información lo sé, pero útil. Si llegaras a adquirirlas se volverá necesario el montaje de un acuario marino y todo lo que eso representa, no será necesario mantenerlas con anemonas, pueden vivir bien sin ellas, pero realmente nos perderemos de ese  hermoso espectáculo y de esa  simbiosis natural que se da entre ambas especies.

Saludos

 

Fuentes:

http://es.wikipedia.org/wiki/Thor_amboinensis

Deja un comentario